Espacio publicitario 900x90 pix

Economía

RECARGAS DE AGUA: UN FOCO DE BACTERIAS

Recargar los botellones de agua es una tarea diaria en los hogares. Debido a la dudosa potabilidad de la que sale por las tuberías, la gente se ve obligada a mantener envases con agua "mineral", para tomar y cocinar.

Contrario a lo que algunas personas piensan, el proceso de recarga de este líquido no es del todo confiable, pues el mecanismo que se utiliza, lo expone al contacto con bacterias.

El traspaso del agua de un botellón a otro se hace a través de un pedazo de tubo, la mayoría de las veces plástico, de goma o de acero, se coloca en las boquillas de los envases (el lleno y el vacío) y se le da vuelta. Este procedimiento parece no ser tan higiénico, pues el agua entra en contacto con este instrumento improvisado que a su vez está expuesto a bacterias.

Ahorita no se puede confiar en nadie, nosotros no sabemos de donde viene esa agua y la manera en la que la despachan tampoco es tan limpia, por eso yo paso esa agua por un filtro y limpio mis botellones cada vez que voy a recargar, comentó Iraida Vilchez, quien compraba un botellón en un negocio del sector La Trinidad.

Este proceso está completamente prohibido, porque al hacerlo inmediatamente el agua se está contaminando, por lo que el mecanismo debe ser canjear las botellas completamente selladas.

as personas no deberían permitir que les recarguen el agua de está manera, porque al trasladarla de un botellón a otro se está contaminando así el botellón esté previamente lavado, porque ya hay una manipulación directa.

También que la mayoría de las aguadas donde se hacen las recargas y sellado de los botellones, no está permisada, por lo que la gente no debería confiarse de la calidad de la misma, y hervirla para evitar enfermedades.

Todo tipo de microorganismo, llámese hongo, virus, parásitos, protozoarios o bacteria puede entrar en contacto con el agua, que si no pasa por un proceso de hervor, podría generar cualquier enfermedad relacionada con las vías estomacales.

En cuanto a la regulación de estas ventas que usan este mecanismo de recargas, el director de Salud Ambiental del estado señaló que se debe vigilar los negocios para prohibir el conocido sistema, que pone en riesgo la salud de los ciudadanos. "Ya queda en mano de los cuerpos de seguridad, en todo caso la policía municipal, velar porque se cumpla la prohibición".

La población está expuesta a este foco de bacterias, por lo que antes de consumir esa agua de dudosa procedencia, lo mejor es colocarla al fuego y con el primer hervor puede estar más desinfectada.

 

 

16 de Marz, 2020
Compartir
Palabras claves

 

Maracaibo, Venezuela
03 de Julio, 2020

Espacio publicitario

Espacio publicitario